Mi Bulldog

Medicina y Cirugía del Bulldog

Enfermedades (Page 1 of 6)

Vómitos i/o diarrea en el bulldog

El vómito en el bulldog, suele provocarse como reflejo defensivo para eliminar sustancias nocivas que hayan llegado al estómago de nuestra mascota o como
resultado de la irritación de la mucosa gástrica del bulldog.   En otras ocasiones la enfermedad que lo provoca estimula el vómito sin que se haya ingerido nada extraño, por ejemplo, en el vómito que algunas mascotas realizan al viajar en coche (mareo cinestésico del bulldog).

La diarrea consiste en la eliminación de heces de menor consistencia y puede acompañar o no al vómito.

La presencia de vómito y/o diarrea puede deberse a múltiples causas.

Las más frecuentes están asociadas a que nuestra mascota ha comido algo que no debía, pero existen otras, como problemas de hígado, riñón, páncreas, matriz, tóxicos así como cualquier trastorno de estómago e intestinos: parásitos, bacterias, virus, alergias o intolerancias, tumores, material extraño (juguetes, piezas de ropa, huesos,…), e incluso trastornos inflamatorios crónicos.

Dependiendo del motivo el tratamiento y el riesgo pueden variar, por eso es importante un control veterinario, sobre todo en aquellos casos que los vómitos o las diarreas son repetidos o provocan decaimiento de nuestra mascota.

Lo primero que debemos hacer cuando existen vómitos y diarrea, es retirar la comida y el agua unas horas, ya que esto hará que “repose” el aparato digestivo y en casos leves puede ser suficiente para que nuestra mascota se recupere.

Si tras este reposo digestivo persisten los síntomas, o siempre que nuestra mascota esté decaída, se recomienda atención veterinaria. En bulldogs jóvenes o cachorros de bulldog con diarrea o vomito os recomendamos acudir al veterinario lo antes posible!

Ulceras corneales en el bulldog

Grave problema ocular en el cual la superficie de la córnea (epitelio) se perfora, quedando al descubierto las capas intermedias (endotelio). Si la “erosión” de las capas es profunda puede llegar a romperse la última por lo que se produce una perforación del globo ocular.

ulcera corneal

Se puede producir por una herida (uña de gato, pincho, quemadura por salpicadura de lejía…) y en ese caso cicatrizará rápidamente con el tratamiento adecuado.
Habitualmente se produce por el roce continuo de pelos:

• De los párpados en caso de entropión.
• De una pestaña que sale de la parte interna del párpado: cilio ectópico.
• De pestañas dirigidas hacia la superficie corneal: distiquiasis

Otras causas de úlceras corneales son la Queratoconjuntivitis Seca y la Alergia.

ulcera corneal

Para el tratamiento es imprescindible conocer la causa. Así podremos corregirla e instaurar las condiciones ideales para la cicatrización natural: mantener la humedad del ojo con lágrima artificial viscosa, controlar infecciones oportunistas con colirio antibiótico, favorecer la reparación de las capas corneales con epitelizantes e inhibir el dolor con ciclopléjicos.

ulcera corneal

Tumores mamarios en el bulldog

Son los tumores más frecuentes que padecen las hembras de bulldog.

Aproximadamente la mitad de éstos son malignos, es decir, tienen capacidad de diseminarse hacia el resto del cuerpo.

Cuando se detecta un tumor mamario, lo primero a hacer es determinar si ya se ha extendido a algún otro órgano, esto es, si se han producido metástasis.

Para eso, realizamos radiografías de tórax del bulldog, con la idea de valorar los pulmones, ya que son el órgano que recibe con mayor frecuencia las células malignas.

Existe el tópico de que para prevenir deben criar una vez en la vida, pero esto se ha demostrado que no es cierto. La única prevención consiste en la esterilización temprana. La presencia del celo, dos veces al año,  sensibiliza a la mama con estrógenos, haciéndola más proclive a que alguna de sus células tumorice.

Está estudiado que el riesgo de desarrollar tumores en hembras no esterilizadas ronda el 40-50%, y en esterilizadas en edad precoz es de un 0,05%.

De todos modos cuando nuestra perra ha desarrollado un tumor en la mama, al igual que en las mujeres, si la detección y la extirpación son precoces, las posibilidades de éxito son altas.

Por eso recomendamos a todos los propietarios de hembras de bulldog que les palpen las mamas de rutina una vez al mes a partir de los 7-8 años.

Tras la extirpación, es conveniente analizar el tejido extraído para determinar la malignidad del tumor, y con ello valorar la necesidad o no de realizar algo más (extirpación mayor, quimioterapia) y establecer los controles posteriores. Si vuestra bulldog presenta algún bulto o nódulo : ¡pedid cita lo antes posible al veterinario!

Tos de las perreras en el bulldog

CAMPAÑA OTOÑO 2016 

 

En cuanto llega el frío, llegan los resfriados! Esto es algo que podemos prevenir mediante una vacuna. Aquí te inf0rmamos de los detalles.

¿Qué es la tos de las perreras?

Es una enfermedad respiratoria que causa tos, estornudos, secreción nasal y fiebre y que afecta especialmente a las razas con nariz mas “chata” (braquiocefálicos, especialmente Bulldog), aunque puede afectar a todas las razas.  La produce una combinación de virus y bacterias.

¿Es una enfermedad contagiosa?

Al ser eliminados los virus y bacterias que la producen en cada estornudo o acceso de tos es muy contagiosa para otros perros, se propaga rápida y fácilmente (similar a la gripe humana).

El caso de Rocky, en la imagen de abajo: posibles complicaciones de una

neumonia-traqueobronquitis

Las traqueobronquitis pueden complicarse y acabar en neumonía.

traqueobronquitis: neumonía.

¿Se puede prevenir?

Disponemos de una vacuna eficaz para prevenirla. Una única aplicación es vacuna-de-tos-de-las-perreras-en-bulldogsuficiente y se administra en forma de gotas nasales, de manera que no hay que “pinchar” al perro.

¿Qué época del año es la más adecuada para su prevención?

Al igual que los resfriados o gripes en humanos, los meses en que hay más individuos afectados son los fríos y húmedos (invierno). Es por tanto en Otoño  cuando recomendamos su aplicación (Octubre / Noviembre).

Nuestra recomendación: Protégelo!

Ya que el Bulldog es una raza especialmente sensible a esta enfermedad respiratoria, recomendamos eliminar riesgos innecesarios y vacunar a los cachorros a los tres meses de edad y a los adultos más a la entrada del Otoño anualmente.

Llámanos al   93 474 04 04, pide cita y protege a tu mascota contra la “Gripe Canina” 

Por 42,5 € exploración incluida (2016).

Torsión testicular en el bulldog

torsion testicular

En ocasiones debido a exceso de movilidad o juegos pueden llegar a girarse los testículos. Esto produce que el epidídimo con sus vasos quede retorcido y por tanto no llegue suficiente aporte sanguíneo a los órganos genitales.

El primer síntoma que veréis es dolor, inflamación en la zona y que vuestro bulldog quiere lamerse esa zona continuamente, aunque pocos llegan!!!

 

Se trata de una urgencia, que hay que diferenciar de traumatismo, edema por inflamación alérgica del escroto y epididimits.

Una vez valorado el proceso es posible que la única posibilidad sea la castración.

Soplo en el bulldog

El soplo en el bulldog es un ruido anómalo que hace el corazón al latir, suele indicar problema cardíaco, aunque a veces se puede dar con otros trastornos, como hipertensión, anemia, parásitos en sangre, ….

En cuanto diagnosticamos un soplo es muy importante saber su origen, de cara a mantener un control precoz de la enfermedad.

Es muy habitual que en las fases iniciales, nuestro bulldog no tenga ningún síntoma. Eso es debido a que el corazón, aún teniendo un problema, es capaz de latir más rápido para enviar la sangre al cuerpo, pero al hacer esto durante mucho tiempo, se va alterando y es cuando se precipitan los síntomas.

Hemos de pensar que una vez el corazón está “agotado”, ya no hay vuelta atrás.

En cambio, si se diagnostica de manera precoz y se hacen los controles adecuados, tenemos medios para retrasar la aparición de síntomas y AUMENTAR LA CALIDAD Y ESPERANZA DE VIDA DE NUESTRO BULLDOG.

Los síntomas pueden variar en función del problema que afecte al corazón, pero los más típicos son:

• Cansancio, menor tolerancia al ejercicio
• Tos
• Respiración forzada, ahogos
• Desmayos
• Barriga hinchada

Ante la aparición de estos síntomas en bulldog recomendamos atención veterinaria urgente.

La detección del soplo ya es el primer indicio de que algo no va bien.

Por ello lo conveniente es realizar un electrocardiograma, una analítica básica y determinar la presión arterial con el fin de saber cuál es el motivo de dicho soplo.

Sarna en el bulldog

 

sarnaEl nombre ya os suena mal, especialmente si acaban de diagnosticar esta enfermedad en vuestro Bulldog, pero tampoco debéis preocuparos en exceso.

Es una enfermedad propia de animales jóvenes (2 a 8 meses) o de individuos inmunodeprimidos.

Debo mencionar que existen dos tipos de Sarna: sarna demodécica y sarna sarcóptica, ambas producidas por parásitos microscópicos que viven en la piel.

En la SARNA DEMODECICA se produce un cuadro clínico de alopecia (= caída de pelo) con nulo o escaso picor. A medida que pasan los días la piel suele tomar un color gris pizarra característico. El diagnóstico es muy sencillo al microscopio mediante un raspado o unos pelos arrancados de raíz. En sí no se trata de un contagio del parásito de un animal enfermo al cachorro, sino de una respuesta inmunitaria ineficaz del animal afectado. En realidad todos los perros presentan en su piel pequeñas cantidades del parásito (Demodex canis). La madre se lo transmite en los primeros días de vida por contacto físico.

La curación es mediante baños de amitraz (puede también utilizarse peróxido de benzoilo para abrir el “poro” del pelo que es donde vive el parásito). También se puede medicar con moxidectina via oral, pero vuestro veterinario decidirá en vuestro caso concreto cual es el mejor tratamiento. Cuando el sistema inmunitario del Bulldog madura la curación es espontánea.

En la SARNA SARCOPTICA el cuadro clínico es más aparatoso pues el Bulldog no para de rascarse. Es un parásito (Sarcoptes scabiei) que vive excavando galerías en la piel del perro por lo que se generan gran cantidad de residuos propios del parásito en la dermis que producen respuesta inflamatoria y fuerte prurito (= picor).

El diagnóstico microscópico a veces es difícil de realizar por lo que podemos recurrir al diagnóstico serológico (con una muestra de sangre es suficiente).
El tratamiento habitual en Bulldog es a base de inyecciones de ivermectina.

Salud dental

El mal aliento de tu mascota es un indicador de un problema mucho más importante.

* El acúmulo de placa bacteriana y sarro en los dientes le produce inflamación de la encía y por tanto dolor.
* La infección produce además de la caída de dientes el paso de microbios al interior del organismo con riesgo de septicemia.
* Una vez las bacterias en el interior pueden llegar a las válvulas del corazón, próstata, matriz, riñones dañándolos de manera irreversible.

Este mes te ayudamos a prevenir y a curar este problema.

Si tu perro tiene….

teeth cleaning gog– Dientes con aspecto sucio, no blancos
– Mal aliento
– Come con cuidado o no mastica
– Se le mueve alguna pieza
– Sangrado de encias
– Caida de dientes…

 

 

¡NECESITA UNA HIGIENE DENTAL!

La solución del problema pasa por sanear bien la boca de vuestra mascota. Realizaremos una higiene dental en profundidad con el ultrasonidos. A continuación se hace un pulido con pasta específica para retrasar el acúmulo de placa en el esmalte del diente. Este proceso dura aproximadamente una hora y debe realizarse bajo anestesia general. Por esto es muy importante la seguridad en la anestesia. Como parte de la evaluación de riesgos anestésicos haremos:

– Una exploración completa
– Un hemograma
– Un análisis de bioquímica sanguínea
– Un ECG
– Miraremos la Presión arterial (mínima y máxima)
Con estos datos adaptaremos el tipo de tranquilizantes, anestésicos, analgésicos y antiinflamatorios a tu mascota para tener el máximo de seguridad durante la anestesia.

PROMOCION DEL MES DENTAL (EXCLUSIVAMENTE durante el mes de Noviembre)
– Acumula el 20 % del importe de las pruebas, anestesia e higiene en tu tarjeta VIP de la tienda
– Pack Dental: por la compra de más de un producto dental a la vez conseguirás un 15% de descuento directo.

bulldog dental

Si no estás seguro de si tu mascota precisa ya de una higiene dental solicita cita gratuita para revisión dental durante este mes para valorar el estado de su boca.

Rotura de ligamentos cruzados en el bulldog

Entre el fémur y la tibia, y detrás de la rótula (rodilla) existen una serie de ligamentos que debido a una tensión brusca y fuerte (por ejemplo un salto) pueden romperse. De éstos los que se rompen con mayor frecuencia son los ligamentos cruzados (craneomedial y caudolateral).

Lo que observaremos en nuestro Bulldog es una cojera súbita, es decir después de un juego o ejercicio “intenso” nuestra mascota alza una pata posterior y si queremos hacer que apoye suele claudicar. En otras ocasiones la rotura se debe a debilitamiento del ligamento por cambios degenerativos que se acompañan de cojera de aparición más paulatina o intermitente.

Además de la cojera que observaremos en nuestro Bulldog y debido a la inestabilidad de la rodilla aparece enfermedad articular degenerativa que empeora el cuadro.

El tratamiento de elección siempre es la estabilización quirúrgica de la zona, bien reemplazando el ligamento por prótesis de nylon, fascia muscular u otros.

Quistes interdigitales en el bulldog

En realidad no son auténticos “quistes” sino nódulos interdigitales. Se trata de un infiltrado inflamatorio intercelular.

La primera alarma de que en la pata de nuestro Bull pasa algo es cuando aparece una cojera, un lamido continuo o una zona enrojecida y abultada entre los dedos. A primera vista vemos un nódulo como otras veces hemos visto en perros de nuestros amigos. Este aspecto tan reconocible es el que nos induce a pensar que se trata del mismo proceso que ya antes habíamos visto, aunque en realidad las causas pueden ser múltiples.

quistes interdigitales

Aquí esta precisamente la dificultad en el tratamiento. Lo que funcionó bien en un Bulldog ¡no funciona en el nuestro!

La manera más rápida de conocer la causa (y quizá la única fiable) es mediante la BIOPSIA, pero ¡no podemos anestesiar un Bulldog cada vez que aparece uno o más nódulos! Si el nódulo presenta un aspecto granulomatoso, drena un exudado sero-sanguinolento, está presente en una sola pata y el animal ha estado corriendo por el campo la patología más probable será una espiga/pincho clavado. Si el nódulo no cumple todos estos requisitos hay que pensar en otra causa menos evidente.

quistes interdigitales

La siguiente alternativa es, basándonos en criterios propios y según nuestra propia experiencia en Bulldogs tratar para la patología más frecuente. Según nuestras observaciones en la mayoría de casos se trata de piodermas profundas (=infección) que responden bien a antibióticos, en otros encontramos el parásito Demodex como responsable de la inflamación, otros son nódulos por reacción a cuerpo extraño (pinchos, pelos que crecen hacia dentro, queratina de pelos rotos…) y también aunque raramente anomalías de las glándulas sebáceas asociadas al folículo piloso. A todas estas posibilidades tenemos que añadir que hay enfermedades que predisponen al Bulldog a padecer estos trastornos: hipotiroidismo, leishmaniosis, alergia alimentaria, atopia…

Los tratamientos por tanto van a depender de la causa y normalmente los que funcionan son a base de antibacterianos (cefalexina, amoxi-clavulánico, mupirocina), anti-inflamatorios (prednisona, triamcinolona), antifúngicos (nistatina, ketoconazol) antiparasitarios (amitraz, ivermectina, moxidectina) o incluso la cirugía extirpando el nódulo.

Si quieres probar un tratamiento casero en espera de acudir al veterinario puedes probar lo siguiente:

1) Limpia la zona con agua y jabon
2) Hazle un baño de pies en la bañera con agua templada y sal durante 10 minutos
3) no dejes que tu perro beba ese agua (es purgante)
4) Secale bien las patas
5) Aplica pomada antibiótica con cortisona

Repetir diariamente durante 10 días.

quistes interdigitales quistes interdigitales

Page 1 of 6

© CENTRE VETERINARI DE CORNELLÀ